+34 916 572 874

Av. de la Industria, 32, Pol. Ind. | 28108 Alcobendas, Madrid

El futuro ya ha llegado, este es el primer coche volador.

El Pal-V Liberty requiere tener licencia de piloto de helicóptero

Alcanza los 100 km/h en carretera y 180 en modo avión

En Marbella ya no sólo se ven Rolls Royces, Bentleys o Ferraris paseando por sus calles. Sus habitantes y turistas también pueden observar esta semana un modelo futurista que parece salido del universo del escritor de ciencia ficción Philip K.Dick. Y no tendrán que mirar al asfalto sino al cielo para contemplarlo en su máximo esplendor, porque a la Costa del Sol acaba de llegar el primer modelo de vehículo que volará en España y del que sólo se fabricarán 90 unidades.
Un concepto innovador que revolucionará la industria de la aeronáutica y de la automoción, esta última ahora en plena transición hacia los vehículos eléctricos y autónomos. Una nueva modalidad de transporte que ofrecerá más soluciones de movilidad en un futuro no tan lejano. Su precio, como era de esperar, sólo está al alcance de las grandes fortunas: 500.000 euros.

El exclusivo concesionario de Marbella Supergarage exhibió este martes en sus instalaciones el Pal-V Liberty que fue presentado en el pasado Salón de Ginebra. Un coche que permitirá a sus usuarios volar o conducir por carreteras en función de sus intereses. Ahorrarse las infernales horas punta. Eso sí, será necesario obtener una licencia de piloto de helicóptero para poder manejarlo.

Se trata del primer vehículo volador comercial certificado y desde ya se puede solicitar bajo encargo en el establecimiento marbellí con la previsión de que las primeras unidades se entregarán a partir de 2019. La compañía británica Pal V-Liberty se adelantará así a las previsiones que hizo a principios de este año el consejero delegado de Uber, Dara Khosrowshahi, que pronosticó que en 10 años “habrá gente volando alrededor de Dallas” refiriéndose a su propio proyecto de coche volador. Una imagen que hará realidad escenas de Blade Runner que antaño eran entelequias.

El vehículo cuenta con espacio para dos ocupantes y su potencia es de 100 caballos en el modo carretera (llegando a una velocidad máxima de 100 km/h) y 200 (180 km/h) en modo avión. Tiene capacidad para ascender hasta los 3.500 metros de altura y cuenta con una autonomía de 1.300 kilómetros en asfalto y 500 kilómetros por aire.

El Pal-V tiene dos motores para el pilotaje por aire y uno para la conducción en suelo. En el cielo usa la tecnolocía giroplano que asegura más estabilidad que un helicóptero y mayor capacidad de manejo. También está preparado para hacer aterrizajes de emergencia en sólo 160 metros.

En los últimos años fueron varias las empresas que presentaron proyectos de coches voladores pero nunca pasaron el corte de la fase de desarrollo. Ahora esta compañía, que ha contado con ingenieros holandeses para la mecánica del vehículo y con profesionales italianos para su estética, ha hecho realidad el sueño de aquellos amantes del motor que buscan emociones fuertes.

No es baladí que la compañía haya elegido para su presentación en España el concesionario de Supergarage, conocido por ofrecer algunos de los vehículos más elitistas del mercado. Desde La Ferrari (3 millones de euros) hasta los Bugatti Veyron (1,5 millones de euros).

Su estreno en sociedad no dejó a nadie indiferente. Y ya hay ganas de verlo con sus hélices desplegadas. Parece que no habrá problemas en encontrar compradores pues ayer un árabe se interesó por este modelo que tendrá también una versión más básica a partir de los 320.000 euros.

“Nos han escogido a nosotros como distribuidores porque tenemos los vehículos más exclusivos y una clientela con capacidad de pagar esos precios”, asegura Malu Beltrán, una de las responsables de Supergarage, que exhibirá el Pal-V Liberty hasta este viernes.

Las marcas también miran al cielo
Las marcas de automóviles quieren conquistar el cielo. Como, por ejemplo, Audi que se ha aliado con Italdesign y Airbus para poner en marcha el Pop.Up Next, un mezcla entre el coche y el dron. Rolls Royce ha anunciado que ha desarrollado un taxi volador híbrido que podría comenzar a funcionar la próxima década.

Esta compañía presentó su vehículo eléctrico de despegue y aterrizaje vertical en el Salón Internacional Aeronáutico Farnborough y cuyo diseño está pensado para transportar mercancías y personas y para el uso militar. Alcanzará una velocidad de 402 kilómetros. “Ha llegado la hora de volver a ser pioneros”, dijo Rob Watson, responsable del departamento de Rolls Royce Electrical. Y no hay que olvidar la reciente propuesta de Aston Martin.

EL MUNDO – JAVIER NEGRE – 7 ago. 2018 19:16

Back to Top